Texto: Alejandra De la Barra Manríquez.

1.Orígenes y fundación

Fundado en 1839, constituye 113 hect√°reas de Santiago rebosantes de vida de barrio, iglesias, almacenes, restaurantes, plazas y parques, centros culturales, museos, cit√©, arquitectura cl√°sica, hostales, fiestas tradicionales y una historia que puede ser contada por sus propios habitantes. Son ellos, junto a organizaciones p√ļblicas y privadas, quienes buscan consagrarlo como un referente tur√≠stico, cultural, patrimonial, gastron√≥mico y de la industria creativa.

Su ubicaci√≥n corresponde al solar y chacra que Pedro de Valdivia dio a su compa√Īero de armas Diego Garc√≠a de C√°ceres, en forma de pago por su ayuda en la conquista. Esta chacra fue dedicada al cultivo y, m√°s adelante, pas√≥ a estar en manos de la familia Portales, alcanzando gran progreso por las mejoras de caminos, principalmente debido a la actual avenida San Pablo, que un√≠a Santiago con Valpara√≠so.

En 1839, Manuel Bulnes derrot√≥ a la confederaci√≥n Per√ļ‚ÄďBoliviana, y el presidente Jos√© Joaqu√≠n Prieto a trav√©s de un decreto el 5 de abril del mismo a√Īo, y¬† para celebrar este triunfo, funda en la entonces Plaza Portales (hoy plaza Yungay) el barrio que celebra a los soldados chilenos que combatieron en la batalla de Yungay.

 

El 20 de enero de 1888, se inaugura el Monumento al Roto Chileno, que se caracteriza por ser un joven popular, de pie, andrajoso y harapiento, con la camisa arremangada, un fusil en su mano derecha y la otra sobre su cadera; un saco de trigo a sus pies, interpretando las duras condiciones vividas por los soldados chilenos, peruanos y bolivianos, que pasaron largas campa√Īas, falta de agua y v√≠veres. Obra del escultor chileno Virginio Arias, quien nunca lo llam√≥ as√≠, se convirti√≥ en el principal hito urbano del barrio. Mide un metro y medio de altura y en su pedestal tiene la siguiente inscripci√≥n: “Chile agradecido de sus hijos por sus virtudes c√≠vicas i guerreras.”

Primeros Habitantes: auge y abandono

Durante los primeros treinta a√Īos, Yungay se pobl√≥ r√°pidamente, gracias a su cercan√≠a con el centro. Sus l√≠mites son avenida Brasil por el oriente, hasta avenida Matucana por el poniente, y entre avenida San Pablo por el norte y la Alameda por el sur.

Adem√°s de las familias residentes, en ese per√≠odo se instal√≥ la Iglesia San Saturnino de los Capuchinos, la Hospeder√≠a San Rafael, la Casa de Orates; la Escuela Nacional de Preceptores y se cre√≥ la Quinta Normal de Agricultura, inaugurada en 1842 por Manuel Bulnes, un espacio de desarrollo de cultivos agr√≠colas y para realizar pr√°cticas laborales de la Sociedad Nacional de Agricultura. ¬†Fue dise√Īada¬† por el naturalista franc√©s Claudio Gay, concibi√©ndose como una especie de centro de experimentaci√≥n al introducir y plantar diferentes especies vegetales aut√≥ctonas y for√°neas, y se convirti√≥ en el primer parque p√ļblico de Chile y Am√©rica, y declarada como santuario de la naturaleza por los m√°s de 4.200 √°rboles que cobija.

En el parque de la Quinta Normal se construyeron museos como el de Historia Natural (1876), Ciencia y Tecnolog√≠a (1808 ‚Äď 1904), Ferroviario, Artequ√≠n, Museo del juguete, y de Arte Contempor√°neo, adem√°s del invernadero. Hoy es el lugar que concentra m√°s museos en Chile.

A fines del siglo XIX y primera mitad del XX, Yungay termin√≥ siendo habitado por familias de clase media y media alta, intelectual y profesional de la √©poca, gracias a la consolidaci√≥n de agua potable, alcantarillado, transporte p√ļblico, pavimentaci√≥n y electricidad, que habitaban grandes casonas. Cerca de Mapocho y San Pablo, la clase trabajadora y empobrecida, conformada por los ferroviarios habitaban el barrio en cit√© y conventillos. Por lo tanto Yungay era una mezcla social y cultural.

Parte de los personajes pol√≠ticos, intelectuales y de las artes que residieron en este barrio fueron: Domingo Faustino Sarmiento, Presidente de Argentina entre los a√Īos 1868 y 1874, quien fund√≥ la Escuela Normal de Preceptores, donde Gabriela Mistral se gradu√≥ de maestra. Se instalaron las familias Caffarena y Moletto para fabricar medias y calcetines; MacKay instal√≥ su f√°brica de galletas, y Lavaud instal√≥ su Peluquer√≠a Francesa.

Tambi√©n vivieron aqu√≠ el poeta y autor de la canci√≥n nacional y Ministro del Interior del Presidente Balmaceda, Eusebio Lillo; el cient√≠fico polaco y rector de la Universidad de Chile, ge√≥grafo y naturalista, Ignacio Domeyko; el poeta Rub√©n Dar√≠o recitaba sus poemas en grandes salones y aquellos rincones m√°s populares; la cantautora Violeta Parra, y la escritora Teresa Wills Montt estuvo encerrada en el convento de la Preciosa Sangre. Aqu√≠ estuvo la casa donde Augusto D‚ÄôHalmar, el primer Premio Nacional de Literatura, escribi√≥ “Juana Lucero” (primera novela naturalista chilena); la residencia de Luis Montt Montt, director de la Biblioteca Nacional e hijo del presidente Manuel Montt; y la casa del pintor Alfredo Valenzuela Puelma.

¬†Calle Santo Domingo 2315, vivi√≥ Joaqu√≠n Edwards Bello, autor de ‚ÄúLa Chica del Crill√≥n‚ÄĚ y ‚ÄúEl Roto‚ÄĚ.

РCalle Sotomayor 685, vivió Luis Montt.

– Calle Cueto 572, la casa de Ignacio Domeyko, vivienda de adobe que data de 1848.

РCalle Catedral 2513, ex almacén de César Rossetti, italiano que organizaba tertulias con personajes como Augusto D’Halmar, Jenaro Prieto Letelier, Eusebio Lillo, Juan Francisco González Escobar y Pedro Luna Pérez.

La oligarquía de esa época (intelectuales, científicos y políticos) dejó una herencia arquitectónica y cultural, la que mezclada con la herencia cultural de la chingana, las ramadas y los conventillos del campesinado, los mineros y los inmigrantes más pobres, caracteriza al barrio Yungay.

Sin embargo, desde 1930 la √©lite de Yungay emigr√≥ hacia el oriente de Santiago. As√≠ comienza el deterioro, pues las familias que quedaron, ocuparon las antiguas viviendas, subdividi√©ndolas y transformando los inmuebles. Disminuy√≥ el valor del suelo y llegaron muchas peque√Īas empresas productivas y comerciales de menor rentabilidad. Por otra parte, falta de inversi√≥n p√ļblica y recursos de los propietarios para la mantenci√≥n, aceleraron este deterioro.

Yungay hoy

Santiago es una ciudad diversa culturalmente, y la comuna que más recibe a los inmigrantes. En los siglos pasados fueron indígenas y campesinos, actualmente, llegan  europeos y latinoamericanos. La cercanía del barrio Yungay con el centro histórico de Santiago lo hace muy atractivo para los inmigrantes y también para los profesionales jóvenes, que buscan cercanía laboral con vida de barrio.

Hoy, el grupo de habitantes de ingresos intermedios de Yungay vive de su trabajo o de peque√Īos negocios y oficios, y son los impulsores de la construcci√≥n de una sociedad barrial.

Aproximadamente, el barrio est√° compuesto por 13.500 habitantes, principalmente poblaci√≥n adulta joven y adulta, entre los 20 y 40 a√Īos. Yungay es para sus habitantes un conjunto de amables calles, donde se dan: la relaci√≥n cara a cara, la tradici√≥n, la pertenencia, y la solidaridad. Han unido sus fuerzas en la gesti√≥n del patrimonio para defender su barrio.

Las actividades económicas que más se dan están relacionadas al comercio y servicios: Yungay tiene almacenes, botillerías, estacionamientos, bancos, bencineras, supermercados, y centros de llamados e internet.  Además, las ferias libres de Avenida Portales, calle Esperanza, calle Herrera y calle Martínez de Rozas.

En el a√Īo 2006, se quer√≠a modificar el Plan Regulador Comunal de Santiago en el sector del Parque Portales, aumentando la altura de los edificios hasta 20 pisos, lo que fue impedido por la comunidad del barrio que se organiz√≥ para frenarlo. A partir del a√Īo 2009 se declar√≥ zona t√≠pica al espacio entre las avenidas Matucana, Manuel Rodr√≠guez, Alameda y casi al llegar a Av. San Pablo, constituy√©ndose este barrio en la zona t√≠pica urbana m√°s extensa del pa√≠s. En la declaratoria del Consejo de Monumentos Nacionales se se√Īala que por su valor hist√≥rico y social, ‚ÄúYungay se distingue por formar parte del comienzo del desarrollo de Santiago: por una parte origen del primer Barrio republicano, y por otra dio inicio al desarrollo urbano del sector‚ÄĚ

Dentro de sus inmuebles hist√≥ricos, hay 6 monumentos nacionales: la Escuela Normal, la Biblioteca de Santiago, el Teatro Carrera, el Monumento del Roto Chileno, el Museo de Historia Natural, el Parque Quinta Normal; y adem√°s tiene 2 zonas t√≠picas: los pasajes Adriana Cousi√Īo, Lucrecia Vald√©s y Hurtado Rodr√≠guez, y la zona de Concha y Toro.

Por √ļltimo, el patrimonio inmaterial a trav√©s de las expresiones que se dan en cada celebraci√≥n t√≠pica del barrio, coronan el estilo de vida y colores de Yungay:

1. Fiesta del Roto Chileno: cada 20 de enero se celebra la figura del roto chileno, que cuenta con su monumento en la Plaza Yungay.

2. Aniversario del Barrio Yungay: Cada 5 de abril se celebra con m√ļsica, artesan√≠a, gastronom√≠a y juegos tradicionales.

3. Fiesta de la Primavera: Entre septiembre y octubre de cada a√Īo.